Beta

Noticias

¿Dios no ve nuestro pecado? - Andrés Corson - 11 Marzo 2015

¿Será cierto que aunque hagamos lo malo siempre seremos buenos ante los ojos de Dios? Malaquías 2:17 dice: “Ustedes han cansado al Señor con sus palabras. «¿Cómo lo hemos cansado?», preguntan. Lo cansaron diciendo que todos los que hacen el mal son buenos a los ojos del Señor y que él se agrada de ellos”.

Dios ve todas nuestras acciones, él conoce las intenciones de nuestro corazón y los pensamientos más profundos (Jeremías 11:20). Dios sí ve nuestro pecado pero por gracia, no lo usa en contra nuestra.

Hebreos 8:12 dice: “Perdonaré sus maldades y nunca más me acordaré de sus pecados”. Olvidar es una acción involuntaria, pero no acordarse es un acto de la voluntad. Dios elige no acordarse de nuestro pecado pero aun así lo conoce.

2 Timoteo 2:9 dice: “Dios nos salvó y nos llamó para vivir una vida santa”. La justificación y la santificación inmediata las obtenemos por gracia, pero la santificación progresiva es resultado del trabajo que hacemos con Dios. Él hace su parte y nosotros debemos hacer la nuestra. 2 Pedro 2:5 dice: “Esfuércense al máximo por responder a las promesas de Dios complementando su fe con una abundante provisión de excelencia moral”.

 

Predicación del 11 marzo de 2015 en el auditorio de la iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por el Pastor Andrés Corson. #SuPresenciaenInternet

Oración 30 de Abril del 2015 - Henry Pabón

Oración del 28 Abril de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por Henry Pabón. #SuPresenciaenInternet

Información

Predicador o Pastor: 
Categoria: 
Etiqueta: 
Tipo: 
Audio

El Dios que me ve, el Dios que me recompensa - Natalia Nieto - 8 Marzo 2015

Pues Dios no es injusto.No olvidará con cuánto esfuerzo han trabajado para él y cómo han demostrado su amor por él sirviendo a otros creyentes como todavía lo hacen”, Hebreos 6:10 (NTV).

La vida de Irena Sendler es un ejemplo de esfuerzo, servicio, y de la fidelidad de Dios.

En 1939 Alemania invadió Polonia y se formó El gueto de Varsovia, el mayor gueto judío establecido en Europa por la Alemania nazi durante el Holocausto, en la Segunda Guerra Mundial. Irena, que trabajaba dando alimentos, ropa y medicinas a los enfermos del gueto, quedó tan aterrorizada con las condiciones de vida que se unió al Consejo para la Ayuda de los Judíos.

Cuando se enteró de que los judíos eran llevados a campos de concentración y a las cámaras de gas, Irena les propuso a las familias sacar a sus hijos del gueto. Este era un delito castigado con fusilamiento. Hasta la evacuación del gueto en 1942, Irena rescató a más de 2.500 niños y fue conocida como “La madre de los niños del Holocausto o El ángel de Varsovia”. Su servicio salvó a tres generaciones. Fue candidata al Nobel de la Paz en el 2007. Falleció a los 98 años de edad en Varsovia, el 12 de mayo del 2008.

Es importante tener claro por qué hacemos lo que hacemos y para quién lo hacemos

Al servir a otros, no solo nos parecemos más a Jesús sino que nos volvemos portadores de la salvación. Al servir a otros evitamos que las personas vayan al infierno. Por eso debemos aprender a servir sin importar si sentimos el deseo de hacerlo o si las personas se lo merecen, si es bien visto o correspondido, si otros lo hacen, si implica dolor o persecución. Colosenses 3:24 (NTV) dice: “Recuerden que el Señor los recompensará con una herencia y que el Amo a quien sirven es Cristo.”

Jesús es nuestro mayor ejemplo de servicio. Siendo Dios dejó su trono y vino a servir a ricos y a pobres, a los que le dieron las gracias y a los que lo dejaron solo, a hombres y mujeres, a enfermos, leprosos y esquizofrénicos, a jóvenes y ancianos. Nos sirvió a nosotros siendo pecadores y él Santo.

Dios vio el servicio de su hijo Jesús y lo recompensó, él hará lo mismo con nosotros. Dios nos ve y hay una recompensa para nosotros.

 

Predicación del 8 Marzo de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por Natalia Nieto. twitter.com/NataliaNietoP #SuPresenciaenInternet

El poder que te levantó de la muerte - Juan Pablo Landinez - 4 Marzo 2015

Una de las canciones que tocamos en la iglesia dice:

Con poder te levantaste de la muerte, eres Dios omnipotente y tu poder vive en mi. Tu Espíritu está en mí. El poder que te levantó de la muerte, vive en mí. El Dios que resucitó, vive en mí, Jesús.

Escucha Vives en mí de Su Presencia

¿Qué es el poder?

Poder es la fuerza y capacidad para hacer que algo suceda.

¿Para qué quiere el poder una persona sin Dios? Para ejercer supremacía, influenciar a los demás y así obtener beneficios personales. Este poder lleva a la degradación y a la destrucción.

Pero el poder que Dios nos da tiene el propósito de levantar su reino, él lo usa para que estemos bajo su dominio, para que él viva en medio nuestro y para que lo usemos en beneficio de los demás. Este poder nos lleva a la vida.

Uno de los poderes que Dios nos da es el de la sanidad. Isaías 53:5 dice: “Pero él fue traspasado por nuestras rebeliones y aplastado por nuestros pecados. Fue golpeado para que nosotros estuviéramos en paz; fue azotado para que pudiéramos ser sanados”.

El cuerpo humano tiene una capacidad innata para curarse, pero a veces actuamos en contra de ese sistema que tiene el poder de auto sanarnos.

Cuando comemos mal, no hacemos ejercicio y no descansamos en Dios, nos enfermamos. Debemos darle a nuestro cuerpo los recursos necesarios para curarse y permanecer saludable.

Hay un poder que Dios se reserva para entregar cuando él se manifiesta entre nosotros. Dios quiere lo busquemos a él, no solo para que nos sane sino para vivir entre nosotros. Si nos dedicamos a buscar su presencia, él se manifestará con poder.

 

Predicación del 4 Marzo de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por Juan Pablo Landínez. #SuPresenciaenInternet

Averigüen bien lo que agrada a Dios - Andrés Corson - 1 Marzo 2015

Somos salvos solo por gracia, por nuestra fe en Jesús, pero las obras son el resultado de esa salvación y son necesarias para cuidarla. 2 Pedro 1:5 dice: “Esfuércense al máximo por responder a las promesas de Dios complementando su fe con una abundante provisión de excelencia moral”.

Además de la salvación, existen otros beneficios por la obra completa de Jesús en la cruz: salvación, santificación, sanidad, victoria sobre Satanás, libertad de las maldiciones o consecuencias del pecado, libertad de la ruina y la pobreza, libertad del temor a la muerte, una vida con propósito.

¿Recibimos todo esto solo por gracia o tenemos que hacer algo?

El punto medio entre la gracia y la justicia es la cruz, Dios hizo su parte pero nosotros tenemos que hacer la nuestra: creer bien, hacer guerra espiritual, eliminar lo que pueda enfermarnos, creer en la sanidad, confesar nuestros pecados, dejar de pecar y santificarnos.

¿Qué es santificación?

Es una vida separada para Dios, Efesios 5:25-27 dice: “Cristo amó a la iglesia. Él entregó su vida por ella a fin de hacerla santa y limpia al lavarla mediante la purificación de la palabra de Dios. Lo hizo para presentársela a sí mismo como una iglesia gloriosa, sin mancha ni arruga ni ningún otro defecto. Será, en cambio, santa e intachable”.

Dios quiere que seamos santos pero, ¿cómo lograrlo? ¿Por gracia, por lo que Jesús hizo por nosotros o por nuestro esfuerzo? Para responder esta pregunta debemos entender que justificación tiene que ver con nuestra salvación y santificación tiene que ver con un cambio de vida.

¿Qué le agrada y qué le desagrada a Dios?

Para ser santos lo primero que debemos saber es qué le agrada y qué le desagrada a Dios, para eso necesitamos conocer su Palabra. Sin embargo, vemos que hay extremos:

  • El extremo de la gracia lleva a las personas a esperar que Dios los santifique sin hacer nada. Esto produce cristianos no comprometidos, mundanos y mediocres que terminan alejándose de Dios.
  • El extremo de la justicia es tratar de ser santos por nuestro esfuerzo humano, el resultado es el legalismo que también aleja a las personas de Dios.

Ningún extremo funciona, lo único que nos hace libres del pecado es la cruz en donde la gracia y la justicia se besaron. El punto de partida para ser santos es la gracia. Cuando entendemos que en Cristo ya somos santos, dirigimos nuestra vida hacia la santidad.

Predicación del 1 Marzo de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por el Pastor Andrés Corson. #SuPresenciaenInternet

Oración 28 de Abril del 2015 - Henry Pabón

Oración del 28 Abril de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por Henry Pabón. #SuPresenciaenInternet

Información

Predicador o Pastor: 
Categoria: 
Etiqueta: 
Tipo: 
Audio

Hagamos guerra espiritual - Henry Pabón - 25 Febrero 2015

Santiago 4:7 dice: “Someteos pues a Dios, resistid al Diablo y huirá de vosotros”.

El mundo espiritual es más real que el físico. Mucho de lo que vivimos tiene su origen en lo que ocurre a nivel espiritual. El mundo físico reacciona ante la autoridad que ejercemos en el terreno espiritual, aun así, por estar distraídos perdemos de vista la gran victoria que Jesús conquistó para nosotros.

Santiago 4:7 tiene pasos muy claros y definidos, debemos:

  • Someternos a Dios
  • Resistir al diablo
  • Creer que él huirá de nosotros.

Pero a veces pareciera que entendemos lo contrario: resistan a Dios, sométanse al engaño del diablo y salgan huyendo. Esto es un error.

Juan 3:7-10 dice: “Hijitos, nadie os engañe el que hace justicia es justo, como él es justo. El que practica el pecado es del diablo; porque el diablo peca desde el principioPara esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo. Todo aquel que es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios. En esto se manifiestan los hijos de Dios, y los hijos del diablo: todo aquel que no hace justicia, y que no ama a su hermano, no es de Dios”.

La guerra se hace evidente en nuestro estilo de vida. Jesús venció el pecado y esa es nuestra victoria. Nuestra función es reconocer que somos nacidos de Dios. Lo que fue puesto de Dios en nosotros permanece cada día, por eso no podemos pecar.

Sabemos que somos nacidos de Dios porque hacemos justicia y amamos a nuestros hermanos. La trampa del diablo es la amargura, entre más odiemos o expongamos las faltas de los demás, más seca estará la simiente de Dios en nosotros. Es el amor el que vence al espíritu del mundo.

Porque no tenemos lucha contra carne y sangre, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes”. Efesios 6:12.

Por la obra de Jesús en la cruz, tenemos toda autoridad. Cuando el diablo se encontró con Jesús en el desierto, le ofreció toda la autoridad que tiene sobre los reinos de la tierra. Jesús fue tentado tres veces y la última fue la prueba mayor. “Si me adoras, si te rindes, si te sometes a mi nombre yo te daré los reinos del mundo y la gloria de ellos”, le dijo Satanás a Jesús.

Hay una gloria en el sistema del mundo: la fama, el deseo de acumular, de poseer, la gloria de vivir sin límites. Muchos pasamos las dos pruebas iniciales pero al ver lo bien que les va a otros, bajamos el nivel de nuestra guerra. Nos distraemos y nuestra mente se fija en lo que se ve, así perdemos el sentido de lo eterno. Jesús no cedió ante la gloria aparente que se le presentó y con voz de mando respondió: “Vete Satanás porque escrito está, al Señor tu Dios adorarás y a Él solo servirás”.

La adoración extrema nos libra de dioses falsos, esta pone nuestros ojos en la gloria de Dios y nos sostiene en la guerra.

 

Predicación del 25 Enero de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia – Bogotá – Colombia por Henry Pabón twitter.com/henrypabon #SuPresenciaenInternet

Información

Predicador o Pastor: 
Categoria: 
Etiqueta: 
Tipo: 
Audio y Video

Oración 23 de Abril del 2015 - Carlos Olmos

Oración del 23 Abril 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por Carlos Olmos. #SuPresenciaenInternet

Información

Predicador o Pastor: 
Categoria: 
Etiqueta: 
Tipo: 
Audio

Hemos sido llamados a libertad financiera - Carlos Olmos - 22 Febrero 2015

Verdades que debemos conocer:

  1. Dios quiere prosperarnos.
  2. La bendición de Dios es permanente.
  3. Dios desea prosperidad y abundancia para nuestras vidas.
  4. Dios le cumplió siempre a su pueblo.
  5. Dios quiere darnos para que no pasemos necesidades.

El deseo de Dios es que seamos prósperos y lo confirma la Biblia, Jeremías 29:11 “Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis”. Y en 3 Juan 1:2 “Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma”.

El deseo de Dios es:
  • Engrandecer a su pueblo por encima de los demás.
  • Bendecirnos a nosotros sus hijos en cada área de nuestra vida.
  • Que no tengamos que endeudarnos, Deuteronomio 28:12 dice: “Le prestarás a muchas naciones, pero no tomarás prestado de nadie”.
  • Que nunca limitemos su poder.
  • Que no nos enfoquemos en las cosas materiales, Mateo 6:8.

¿Por qué entonces nos endeudamos?

  1. Porque no estamos contentos por lo que tenemos.
  2. Porque no ahorramos.
  3. Porque queremos aparentar.
  4. Porque nos sentimos presionados a tener cierto estilo de vida.
  5. Porque somos impulsivos al comprar y gastar.
  6. Porque no tenemos dominio propio y nos dejamos llevar por nuestros deseos.

Filipenses 4:6-7 dice: “No se inquieten por nada; más bien, en toda ocasión, con oración y ruego, presenten sus peticiones a Dios y denle gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús”.

Tenemos que:

  1. Creer que el mayor placer de Dios es bendecirnos.
  2. Acercarnos a Dios para entregarle nuestra necesidad.
  3. Esperar en Dios.
  4. Tener un corazón agradecido.

¿Cómo ver a Dios como proveedor?

  1. Entender que la gracia no exime la obediencia.
  2. Romper las ataduras generacionales.
  3. Escuchar a Dios y obedecerle.
  4. Saber que Dios es generoso.

 

Predicación del 22 Febrero 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por Carlos Olmos. #SuPresenciaenInternet

Cómo evangelizar a nuestros hijos - Rey Matos - 14 Febrero 2015

Elementos importantes para evangelizar a nuestros hijos:

  1. El amor que nos expresamos entre papá y mamá define la salud mental, espiritual y la conducta de los niños.
  2. El amor con que tratamos a nuestro esposo o esposa afecta la autoridad que tenemos frente a nuestros niños.
  3. Nuestros hijos nos respetarán tanto como amemos a nuestro cónyuge.
  4. Es necesario que cultivemos el amor entre padres para que nuestros hijos amen la conducta de los cristianos.

Si queremos educar a nuestros hijos espiritualmente debemos:

  • Escoger bien a la persona con quien vamos a casarnos.
  • Hacerles saber que como esposos nos amamos.
  • Acompañarlos y guiarlos en su relación con Dios.
  • Hacer cultos familiares para evangelizarlos.

¿Qué necesitamos en nuestro matrimonio?

  • Perseverar en tener el carácter de Jesús.
  • Aplicar todos los principios de la Palabra de Dios sin importar la situación.
  • Aprender a amar por obediencia.
  • Entender que somos responsables de nuestros hijos delante de Dios pues son la herencia que nos dio.
  • Comprender el valor de nuestras palabras, controlar nuestra lengua.
  • Ser leales a nuestro cónyuge, jamás dejar de honrarlo aunque estemos disgustados.

Como padres somos responsables de:

  1. Entregarle a Dios una descendencia santa y un pueblo consagrado a él.
  2. Cultivar la relación con nuestros cónyuges.
  3. Mantener una familia en donde la base sea el amor.
  4. Ayudar a nuestros hijos a cultivar su vida espiritual.
  5. Consagrar nuestro hogar a Dios.

 

Predicación del 14 Febrero de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por Rey Matos. #SuPresenciaenInternet

Información

Predicador o Pastor: 
Categoria: 
Etiqueta: 
Tipo: 
Audio y Video

Oración 21 de Abril del 2015 - Andrés Corson

Oración del 21 Abril de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por el Pastor Andrés Corson. #SuPresenciaenInternet

Información

Predicador o Pastor: 
Categoria: 
Etiqueta: 
Tipo: 
Audio

¿Sabes que te amo? - Rey Matos - 14 Febrero 2015

Proverbios 4:23 dice: “Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón; Porque de él mana la vida”. Pero así como cuidamos nuestro corazón, necesitamos también proteger nuestra mente ya que el enemigo quiere ensuciar nuestros pensamientos.

La ciencia ha comprobado que el cerebro humano es una red neurológica con patrones específicos que se modifican por una palabra recibida, de acuerdo a lo que escucha, esta red se configura con nuevos patrones de comportamiento.

7 cosas que debemos hacer:

  1. Reconocer el valor de nuestras palabras.
  2. Entender que las palabras que dirigimos a otros y lo que decimos acerca de nuestra vida afecta nuestro comportamiento y el de las otras personas.
  3. Decidir si permitiremos que las palabras que han dicho sobre nosotros nos dominen o no.
  4. Filtrar todo lo que escuchamos para que eso no afecte nuestra identidad.
  5. Creer que nuestra felicidad no depende de las palabras que otros dicen acerca de nosotros.
  6. Determinar que nuestros patrones de conducta no estén sujetos a las palabras que escuchamos.
  7. No ser esclavos de nuestros sentimientos.

Proverbios 4:20-22: “Hijo mío, presta atención a mis palabras, inclina tu oído a mis razones; que no se aparten de tus ojos, guárdalas en medio de tu corazón. Porque son vida para los que las hallan, y salud para todo su cuerpo”.

¿Qué necesitamos?

  • La medicina de la Palabra de Dios.
  • Controlar nuestra lengua pues lo que decimos tiene efecto directo en nuestro corazón (Proverbios 4:24).
  • Ser personas íntegras en lo que hablamos (Mateo 12:35-37).
  • Entregarle el control a Dios diciendo lo que creemos y no lo que sentimos.
  • Transformar la vida de otros hablando de Dios, en quien hemos creído.

La verdadera sabiduría está en la Palabra de Dios, esta tiene el poder de transformar nuestra vida. Ella pone el querer como el hacer, nos lleva a creer solo la verdad para así evangelizar a quienes nos rodean.

 

Predicación del 14 Febrero de 2015 en el Auditorio de la Iglesia El Lugar de Su Presencia - Bogotá - Colombia por Rey Matos. #SuPresenciaenInternet

Información

Predicador o Pastor: 
Categoria: 
Etiqueta: 
Tipo: 
Audio y Video